Kissenger, el dispositivo con el que poder besar a distancia

Gracias a internet podemos mantenernos en contacto con seres queridos que se encuentran distantes. Pero a pesar de poder chatear con ellos, muchas veces nos gustaría tenerlos cerca para poder abrazarlos y besarlos y bueno, la tecnología siempre se las ingenia para proveer una solución. Ahora “Kissenger”, un dispositivo que se conecta a tu smartphone, te permitirá enviar todos los besos que quieras.

El dispositivo se ha estado diseñando durante 2 años y apunta a que las parejas puedan besarse a través de internet.

Es una funda colorida con una llamativa almohadilla en la parte inferior. Juntas tus labios con ésta y envía la sensación a través de uno idéntico conectado al equipo de tu pareja en cualquier lugar en que esté.

“Es una forma para nosotros de acercarnos y mantener la intimidad en nuestras relaciones. Además ayuda a reducir el estrés: cuando comenzamos este tipo de contacto físico, reducimos el nivel de presión sanguínea”

Emma relató que “es una forma para nosotros de acercarnos y mantener la intimidad en nuestras relaciones. Además ayuda a reducir el estrés: cuando comenzamos este tipo de contacto físico, reducimos el nivel de presión sanguínea”, a la audiencia del congreso de Amor y Sexo con Robots en Goldsmiths, Universidad de Londres.

Kissenger funciona con sensores de presión y transmisores que registran y envían el beso al dispositivo receptor, que lo recrea para la persona en el otro lado a través de una aplicación que también permite videollamadas.

Los creadores reconocen que aún falta desarrollo en lo que se refiere a recrear el beso de manera apropiada. Para empezar, la almohadilla no tiene forma de boca ni hay una simulación para una lengua.

De todas formas, insisten en que está ayudando a que la gente se acostumbre al tacto basado en máquinas y lo más importante, que no se está usando en una forma demasiado sexual.