18 cosas más sucias que un baño

1. Un estudio de los restaurantes de comida rápida en los EE.UU. encontró que el 70% del hielo servido tenía más bacterias que el agua del inodoro.

2. Los audífonos son objetos que dejas en cualquier parte, por lo mismo, al utilizarlos por una hora, incrementa el número de bacterias en tus oídos unas 700 veces más de lo normal. Los oídos se encuentran expuestos a muchas bacterias a diario, así que trata de no utilizar los audífonos durante un rato muy largo.

3. Esta es en casi todas las partes del mundo, la cosa más sucia de la casa. En una pulgada cuadrada de esponja hay más 10 millones de bacterias, es decir, la esponja de lavar platos es 200.000 veces más sucia que el asiento de un inodoro.

Las esponjas tienen muchos agujeros que conservan todas las cosas sucias y microorganismos no deseados durante la limpieza.

4. La idea de reutilizar las bolsas de la compra puede sonar muy ecológica. Pero puede tener consecuencias para la salud. Un estudio de las universidades de Arizona y Loma Linda dijo que todas las bolsas estaban contaminadas por un gran número de bacterias.

5. Alfombras, el hábitat favorito de bacterias, restos de polen, polvo y piel muerta. Un grupo de especialistas en crear hogares hipoalergénicos reveló que este elemento presente en casi todas las casas e interiores puede alojar 4 mil veces más microorganismos que un inodoro.

6. La tabla de cortar es uno de los puntos más contaminados en cualquier cocina. Por lo tanto, la carne que se corta o se prepara allí lleva un alto nivel de bacterias.

7. Un estudio de la Universidad de Houston reveló que el control remoto de la televisión es la superficie que contiene más microorganismos en una habitación.

8. Cuando bajas la palanca del baño, las bacterias vuelan y pueden mantenerse en el aire durante más de dos horas. ¿Sabes dónde suelen aterrizar? ¡Exacto! En ese cepillo que usas más tarde para frotar tus dientes furiosamente.

9. Después de 10 años, tu colchón se convierte una jungla entera de microbios y bacterias, capaces de causarte alergias y de hacer que tus noches no sean tan placenteras.

10. Cualquier billete de banco alberga más de 200.000 bacterias.

11. Las manos pueden ser el caldo de cultivo para millones de bacterias imperceptibles a simple vista, pero que están allí. Las personas no alcanzan a dimensionar la cantidad de bacterias que pueden albergar las manos. Se estima que en ellas pueden estar presentes más de 150 clases de bacterias.

12. ¿Sabías que el fregadero está cien mil veces más contaminado que el baño? Así es, allí se dejan desperdicios de comida que se lavan y, a su vez, también es donde se limpian utensilios de cocina. Por ello, recomiendan limpiarlo una o dos veces a la semana con producto desinfectante.

13. Los carritos del supermercado son más sucios incluso que un baño público. De hecho, solo en el mango, hay más de un millón de gérmenes.

14. El cajero automático es una fuente de millones de bacterias. Los investigadores dicen que las bacterias de una comida pueden permanecer en las manos de una persona y transferirse al teclado de un cajero automático.

15. Un estudio llevado a cabo por la universidad Queen Mary de Londres ha comprobado que en los volantes de los coches subsisten nueves veces más bacterias que en un lavabo de cualquier bar o restaurante.

16. Las células muertas de la piel, los ácaros del polvo, esporas de hongos, polen y otras secreciones corporales están sobre tu almohada favorita.

17. No se puede escapar de gérmenes en el lugar de trabajo. 500 tipos de bacterias buscan hogar en tu escritorio de oficina: 100 más que una mesa de cocina y ¡400 más que un inodoro! Las superficies más contaminadas son las sillas y los teléfonos.

18. Estudios realizados por el laboratorio de origen sueco Pegasus Lab indican que el teclado de una computadora guardan microorganismos y están infectado con una cantidad de 33 mil bacterias por centímetro cuadrado. Los teclados pueden ser hasta 200 veces más sucios que el asiento del inodoro.